La Colonia. Los dueños (“els amos”) y su “Torre”

Esto es una explicación sobre el origen de las saga industriales y del papel del dueño en la sostenibilidad del sistema. También sobre aspectos de la vida en torno a la familia y su presencia en la colonia durante el verano. La mayoría de dueños de colonias textiles provenían de linajes de las comarcas de la montaña.
Inicialmente la estructura empresarial de la colonia respondía al modelo de empresa familiar. Este es el caso de Pons, Borràs, Burés, Carné, Gomis y Vidal de Manresa, los Prat y Viladomiu de Sallent, de los Comellas o Rosal de Berga, Cuenta de Cardona, los Noguera de Prats de Lluçanès, los Almeda y Rifà de Manlleu , los Estabanell de Roda de Ter, los Espona de Torelló o de los Pericas de Vic. El siguiente paso fue la creación de sociedades anónimas y la diversificación de las inversiones en una red industrial muy integrada en el territorio por su complementariedad, que les dio una importante proyección social en el ámbito catalán. Desde las majestuosas atalayas que eran las torres de los dueños, los empresarios de las colonias tenían una gran influencia en la sociedad civil de la comarca, donde eran prohombres y mecenas reconocidos, pero también auténticos caciques electorales que tenían fuertes aspiraciones puestas en la alcaldía de Barcelona, la diputación provincial o las Cortes. Destacaron por su actividad pública, en el ámbito del catalanismo político, Güell, Sedó, Rusiñol, Bosch i Alsina, Monegal, y en las corporaciones económicas, Puig y Llagostera, Calvet y Espona. En algunos casos el reconocimiento social culminó con la concesión por el rey Alfonso XIII de un título nobiliario, como los dados en 1908, a Eusebi Güell, el de Conde de Güell, ya José de Olano, propietario de las minas de Cercs y la fábrica de cemento, el de Conde de Fígols.

Acerca de chimevapor

Soy un entusiasta del Patrimonio Industrial, de su estudio, localización, divulgación y colaborar con máximo compromiso en su conservación
Esta entrada fue publicada en Colonias industriales, Curiosidades sobre el pasado fabril., Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s